Carta de Mons. Valentín Reynoso (Plinio)

Mons. Valentín Reynoso
A toda la Comunidad MSC y Familia Chevalier. Sus Comunidades de origen. Queridos Compañeros MSC y demás miembros de la Familia Chevalier en República Dominicana:
Desde la Semana pasada he venido pasando por una situación de inestabilidad en mi presión arterial, lo cual exigió pasar dos veces por un monitoreo en Cuidados Intensivos y unos días de internamiento en el Centro Médico Cibao donde he recibido un buen trato tanto de mis Médicos Drs. Orestes y Pimentel como la atención, el cariño y acompañamiento del personal médico que me conoce, el administrativo y enfermería.
Fue una ocasión para sentir nuevamente en cariño, la oración y el acompañamiento de tantas personas conocidas, de mis hermanos y hermanas Reynoso Hidalgo; la Comunidad MSC en la zona de Santiago, Centro y Monte, comenzando por la Altagracia de la que soy parte y donde me cuidan y alimentan; Mons. De la Rosa, quien me visitó casi diariamente y me acompañó con amor con un a llamada cada vez que se pudo; muchos de mis hermanos del Clero diocesano, el personal del Arzobispado de Santiago, el P. Eduardo Núñez, las Siervas de María y el Cardenal Sancha, entre otras. Y de Curazao la Sra. Grootens junto a varios amigos. Mi hermana Luchy, por ejemplo, dejó su trabajo en Miami para venir a cuidarme.
Procedimiento médico a seguir en los próximos días: 10 días de reposo absoluto 26/2 al 7/3; con análisis, un montón de medicinas y tres visitas al Médico, Cardiólogo Dr. Fausto Ariel Pimentel.
De los resultados alcanzados en el control de la presión, seguirá un tratamiento agresivo por los próximo tres meses, tratando de restablecer el control de la presión arterial lo más próximo al 120/80.
Gracias a Dios se ha determinado que mi corazón todavía está sano, con tamaño normal y ninguna lesión cerebral. Seguiremos mañana con los análisis y el chequeo médico.
Aprovecho la ocasión para dar las gracias a todos cuantos me han acompañado en este proceso, con visitas, oración, llamada, novenas y sacrificios ofrecidos por mi recuperación.Y en este II Domingo de Cuaresma, día del Evangelio de la Transfiguración, aprovecho la ocasión para expresarle mi cariño y gratitud a todos e implorar del Altísimo su abundante bendición, a fin de que podamos participar un día de la gloria que nos anticipa la Transfiguración. Termino recordando las bellas palabras del Papa Juan Pablo II: " No se ha de pensar que la transfiguración se producirá sólo en el más allá , después de la muerte...pues si la transfiguración del cuerpo ocurrirá al final con la resurrección de la carne, la del corazón tiene lugar ya ahora en la tierra, con la ayuda de la gracia. Podemos preguntarnos entonces: ¿Cómo son los hombres y mujeres transfigurados? La respuesta es muy hermosa: son los que siguen a Cristo en su vida y en su muerte, se inspiran en El y se dejan inundar por la gracia que El nos da" (Juan Pablo II, 14-3-01).
Con afecto cordial y eterna gratitud, les saluda in Corde Jesu,
Mons. Valentín Reynoso (Plinio), msc
Obispo Titular de Mades y Auxiliar de Santiago de los Caballeros.
Santiago, 28 Febrero de 2010
Carta de Mons. Valentín Reynoso (Plinio) Carta de Mons. Valentín Reynoso (Plinio) Reviewed by MSC on 16:02 Rating: 5
Imágenes del tema: Jason Morrow. Con la tecnología de Blogger.